Los demonios andan sueltos

La voz del pueblo

Por: Jorge Ballesteros

Los grupos políticos, económicos y delincuenciales que intentan controlar Veracruz han soltado los demonios, por ello se viven días tormentosos. En gran parte, la situación de inseguridad y la crisis económica que se vive en los 212 municipios es herencia de malos gobernantes.

Y hablando de malos gobernantes recientemente reapareció Alberto Silva Ramos, el niño consentido de Javier Duarte y uno de los acusados de malos manejos en el gobierno de JDO.  Silva estuvo a punto de ser desaforado cuando fue Diputado Federal y la investigación en su contra no ha concluido.

Lo más sorprendente es que Beto Silva ya expresó su deseo de contender por la alcaldía de Tuxpan. No habrá que olvidar que ya fue presidente municipal, y se convirtió en un hombre inolvidable gracias a que dejó en quiebra al municipio y con una deuda de 220 millones de pesos, por una serie de 4 préstamos que pidió al Banco Interacciones, propiedad de la familia Hank.

Pero tal parece que, al mal llamado Cisne o Guajolote, no lo quieren en ningún lado, ya que recientemente se informó en redes sociales que en Xalapa le robaron su camioneta “Suburban”, aunque otros dicen que se la recogió la agencia automotriz por falta de pago.

En el PAN otro tuxpeño está sufriendo en serio…se trata del dirigente estatal de Acción Nacional, José de Jesús Mancha Alarcón, al que le anularon el triunfo en la pasada elección interna.  Habrá nuevos comicios y debe reconocer que Joaquín Rosendo Guzmán, mejor conocido como “El Chapo Guzmán” es un competidor serio. Pepe Mancha tiene miedo y la mejor prueba de ello es que ha enviado a su esposa Monserrat Ortega, diputada local plurinominal, a realizar campañas de salud visual en Tuxpan, para tener contentos a los panistas. Tuxpan es un bastión de Pepe Mancha, pero hay descontento y esto se verá reflejado en el número de votos que sacará.

A quien no le preocupa la vida, ni la situación que se vive en Veracruz es al tuxpeño José Manuel Pozos Castro, presidente del Congreso de Veracruz, quien sigue bajando apoyos para que sus hijos los entreguen en Tuxpan y se hagan de un capital político, porque la familia Pozos tiene aspiraciones de gobernar el citado municipio. A donde va José Manuel lleva a dar baño de pueblo a sus hijos, como el pasado sábado, cuando la familia completa acudió a la inauguración de la feria de Tuxpan. Lo que ellos no saben es que en MORENA ya hay candidato a la presidencia municipal y es un personaje muy cercano a López Obrador y también fundador del partido. Así que el plan “B” de los Pozos, podría ser la candidatura independiente.

Quien no está muerto y solo andaba de parranda es el PRD, partido que en Veracruz se está renovando en serio y sin duda será un protagonista en el 2021. En la elección del 2017, la coalición PAN-PRD ganó más de la mitad de los municipios veracruzanos.

Y A NIVEL NACIONAL…

Concluyó una semana en la que el PAN expulsó a 7 diputados de Baja California que votaron por la ampliación de mandato del gobernador Jaime Bonilla. A todos se les acusó de alta traición o como dicen ellos, incurrieron en un “acto grave de indisciplina”.

En el PRI se llevaron a cabo las elecciones para la dirigencia nacional y el virtual ganador es Alejandro Alito Moreno, quien habrá de batallar para incorporar a los demás integrantes de fórmulas contendientes, particularmente a Ivonne Ortega.

En MORENA se caen solos y el derrumbe iniciará en el Congreso de la Unión donde muchos legisladores están en desacuerdo por las nuevas iniciativas de austeridad que se tienen programadas para ser presentadas en septiembre

Hasta la próxima….

00
Compartir