La nostalgia de los porfiristas

ALMA GRANDE

Por Ángel Álvaro Peña

Intelectuales son aquellos que aportan a la sociedad y construyen puentes hacia el futuro. En México no podemos llamar intelectuales a una partida de oportunistas que aprovecharon la cercanía con el entonces presidente de la República, Carlos Salinas de Gortari, y se autodenominaron intelectuales para justificar sus ingresos y su pasividad, porque hubo quienes escribieron novelas dictadas desde las oficinas más importantes de Bucareli, otros que se enriquecieron teorizando sobre la necesidad de ese progreso del salinato que nunca vimos, otros que se dicen poetas y no hay libros de su autoría en ninguna librería.

La mayoría de ellos tuvieron que aprovechar la oportunidad que les brindaba Salinas para salir de su mediocridad como escritores, periodistas, analistas, poetas, etc. Así, la falta de talento los unió y buscaron sus medios subsidiados de comunicación para consolidar en su refugio el adjetivo que no les perteneció nunca.

Ahora se dicen críticos y vuelven a confundir el número de voces con el número de votos. Todavía, en su etérea dimensión, no entienden que terminan por morderse la cola.

A más de uno les han comprobado salarios injustificados, como es el caso de Aguilar Camín, quien fue denunciado por el periodista Miguel Badillo, en el Universal el 9 de febrero de 2001, y posteriormente en la revista Contralínea del 9 de junio de 2020, donde da hasta el número de cuenta del entonces banco Somex, donde le otorgó 3 millones y medio de pesos al autor de Morir en el Golfo, nadie sabe cuál es el concepto de dicho pago, pero al parecer, no fue el único.

En la misma situación están la gran mayoría de quienes firman un desplegado que no puede menos que develar la verdadera cara de una oposición nostálgica de privilegios y huérfana de subsidios.

Porque hasta el mismo gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, fue cliente de Enrique Krauze para que en su revista Letras Libres tuviera publicidad millonaria del gobierno del estado, a cambio de que dijera el editor de dicha publicación sobre Alfaro; “El Gobernador @EnriqueAlfaroR honra la tradición liberal de Jalisco. También Mariano Otero enfrentó gallardamente el acoso injusto del gobierno. Y pasó a la historia por resistir”, comparar a Alfaro con un juarista es realmente un asesinato de la historia, pero Krauze no es historiador, aunque eso crean Salinas y algunos otros, es un ingeniero textil que tuvo la oportunidad de escribir y lo hizo hasta creer él mismo que sabía hacerlo.

Narrar la verdadera historia de esta gente sería ocioso y totalmente innecesario, pero la realidad sobre la intención desestabilizadora de publicar una carta para convocar a una revuelta, simplemente se atoja como una actitud desesperada por una oposición que ni siquiera se ha sabido conformar en el centro de los partidos políticos.

La aparición de esta carta fue recibida por el presidente de la República con humor, incluso, porque aprovechó su gira por Jalisco, y la presencia del personaje de Movimiento Ciudadano como gobernador para contestar la convocatoria de este grupo de personas privilegiadas y con una gran holgura económica en su totalidad, para recriminar que ellos mismos defendieron o simplemente guardaron silencio ante los fraudes electorales de la historia reciente de México.

López Obrador dijo que la actitud de estos personajes es de pena ajena, y lo es realmente porque su incapacidad intelectual y la carencia de honradez lució más que su propia propuesta social o política.

La invitación de estos seres es la de votar por cualquier partido menos por Morena para regresarle al Congreso su contrapeso, cuando el propio presidente recordó que el contrapeso en el Poder Legislativo radicaba en moches y propinas a los legisladores para que votaran en favor de leyes como la reforma energética.

Incluso advirtió el jefe del Ejecutivo que, con la llegada a México de Emilio Lozoya Austin, se conocería cómo y quién recibió dinero dentro de las cámaras para aprobar las reformas estructurales, de las que en su momento se dijo estar orgulloso por el consenso el propio Enrique Peña Nieto.

Los calificó de racistas, discriminadores y clasistas, porque en días recientes el propio Jorge Castañeda, calificó al municipio de Putla, Oaxaca, como arrabalero y horroroso, mostrando que no son nada democráticos sino más bien nostálgicos de ese porfiriato al que en el fondo siempre han defendido. De hecho, el presidente les llamó neoporfirianos y así lo demuestran con sus visiones añejas y rancias, que muestran sin sonrojo la verdadera intención conservadora.

Porque no desperdició la oportunidad el jefe del Ejecutivo para hacer notar que le daba gusto que quienes se disfrazaron de liberales ahora muestren su verdadero rostro conservador. Y les cuestionó sobre lo que esos personajes, más nostálgicos que activos, hicieron para terminar con el sistema político autoritario de donde surgieron.

Desde luego que sucesos como este no podían pasar sin la participación de los pintorescos personajes de Movimiento Ciudadano, y esta vez le tocó actuar al líder de ese partido, Dante Delgado, quien asegura que respeta a los firmantes de dicha carta. El protagonismo de los del MC no tiene límites, hasta donde no los llaman quieren ser los primeros en llegar.

Hay muchas historias siniestras alrededor de los llamados “abajo firmantes” que sólo se quitan la máscara para intentar encabezar una oposición que, en términos reales, no existe, por lo menos dentro de la legalidad y la decencia PEGA Y CORRE. – Extraña noticia la solicitud de licencia de Vanessa Rubio, de su curul en el Senado. Fue subsecretaria de Hacienda en el sexenio pasado y unas horas antes de la llegada a México de Emilio Lozoya, repentinamente pidió licencia para cumplir compromisos académicos en el extranjero. Pero eso no es todo, su suplente Nancy Guadalupe Sánchez Arredondo, acaba de renunciar al PRI para unirse a Morena, de tal suerte que ahora el tricolor tendrá una senadora menos. Tenía 15, ahora tendrá 14 y Morena, que tenía 59, ahora tendrá 60. Adelgaza la oposición… Esta columna se publica los lunes, miércoles y viernes.

angelalvarop@hotmail.com

00
Compartir