Alcalde de Coatzintla denuncia acoso periodístico

Coatzintla, Ver.

El alcalde César Ulises García Vázquez acusó un ataque sistemático hacia el cabildo coatzinteco, luego de que la actual administración municipal afectara los intereses particulares de personas que han vivido al amparo de las autoridades en otros periodos, apropiándose de predios municipales y exigiendo la asignación de obra pública.

“Naturalmente creo que hay cosas que se tienen que acabar; no hay mal que dure 100 años. Lo que queremos dejar es el precedente para que en el municipio reine el orden. Cuando tocamos los intereses mezquinos de algunas personas, naturalmente explotan y sale a relucir su verdadera naturaleza”, expuso el edil.

Señala directamente a Gonzalo Gibb Hernández, director del periódico La Opinión, el de mayor circulación en la zona norte de la entidad, de estar agrediendo de manera ininterrumpida, “denostando y difamando la administración municipal, por haber acotado sus intereses”.

Detalló que al inicio de la administración, una de las primeras acciones fue solicitar la remoción del titular del Registro Civil, Edgar Fabián Espinosa Arias, que representaba uno de los principales bastiones dentro del Ayuntamiento.

“Con pruebas en la mano expusimos al Gobierno del Estado el saqueo que se realizaba desde esa dependencia y la corrupción imperante; afortunadamente contamos con el respaldo del gobierno estatal y fue removido, iniciando una nueva etapa en el Registro Civil”, afirmó.

Paralelo a ello, se realizaron actos de dominio público en un terreno que el director del periódico reclamaba como propio, sin contar con la titularidad del predio. García Vázquez aclaró que el terreno fue donado por el ayuntamiento al Gobierno del Estado para una futura ampliación de la planta potabilizadora.

“De la noche a la mañana, personas desconocidas acudieron a cercar y colocar un portón metálico, tratando de amedrentar a la autoridad”.

Otra de las acciones que desataron la ola de publicaciones difamatorias fue la negativa a entregar la candidatura del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en el V distrito a Noé Pérez Hernández, quien fuera despedido de Maquinaria de Veracruz cuando propietarios de empresas contratistas lo señalaran de exigir cuotas millonarias para conseguir obras.

“Quiero aclarar que no fue un servidor quien le cerró las puertas en el PRD, fue la propia militancia que consensó apoyar a otro empresario con mayor representatividad entre la población”, dijo.

Señala que inmediatamente después, Gibb Hernández llevó a Noé Pérez al Partido Revolucionario Institucional (PRI) como candidato suplente.

Aseguró que la sociedad está cansada de que una familia siga acaparando los puestos clave en la administración pública de toda la región y que se les quiera manipular con notas informativas sin sustento.

(Con información de La Jornada Veracruz/ Por: Édgar Escamilla)

00
Compartir