Alto de Pepe Yunes

•Fiebre crediticia
•Préstamo en puerta

PASAMANOS: El senador Pepe Yunes Zorrilla ha quitado el discurso político a sus tíos, Héctor Yunes Landa y Miguel Ángel Yunes Linares, en contra del duartismo… Y con mayor autoridad, porque es presidente de la Comisión de Hacienda en la Cámara Alta… Y porque es amigo del secretario de Hacienda y Crédito Público, el presidenciable Luis Videgaray Caso… Y porque significa que si se ha vuelto sistemático, por ejemplo, hablando de las participaciones federales, se entendería que tiene el visto bueno de Videgaray, por más que su condiscípulo en el ITAM lo haya convocado a fumar la pipa de la paz con el señor Javier Duarte en el rancho San Julián, de Perote, donde durante tres horas estuvieron solos construyendo y deconstruyendo el Veracruz soñado… Y es que mientras por un lado, Pepe Yunes es el único legislador federal que sigue cabildeando y bajando recursos federales para los presidentes municipales y productores, sin intermediarios, el dinerito depositado en forma directa a sus cuentas bancarias, sin prestarse a un jineteo en el mundo bursátil ni tampoco a la llamada “Operación licuadora”, por el otro, está poniendo el índice en la llaga purulenta del manejo púbico… Por ejemplo, ante la versión de un nuevo crédito en puerta que solicitará el gobernador a un Congreso local donde 45 de los 50 diputados locales entre priistas y panistas y demás se tiran al piso, el senador de Perote ha advertido que “en este momento se tiene empeñado en 150 por ciento los fondos que destina la Federación a Veracruz” (La jornada Veracruz, sábado 19 de septiembre, 2015, página 3, parte inferior)…

BALAUSTRADAS: También ha advertido, sin rodeos, más bronco que “El bronco” que se proclama el light cordobés, Gerardo Buganza Salmerón, que las participaciones federales están comprometidas, incluso, hasta para dentro de 20 a 30 años… Y tal cual significa una locura, un desorden administrativo, un colapso financiero, para los futuros gobernadores, sean quienes sean, porque simple y llanamente, quedarán atados… Es más, el senador se ha ido a la yugular de la Secretaría de Finanzas y Planeación, con el sexto titular, Antonio Gómez Pelegrín, quien de manera irresponsable calla ante un par de circunstancias graves… La primera, seguir empeñando las participaciones, y la segunda, el margen de gasto adicional… Más todavía con el rollo de que según la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, el gobierno de Veracruz puede seguir endrogándose a todo lo que da… Sin embargo, el senador habla de que “están a la espera” de la Ley de Disciplina Financiera “que busca controlar el gasto de las participaciones federales para subsanar compromisos contraídos por la Federación, el Estado y los municipios”… Y, por tanto, el senador la está pifiando, porque en la espera siguen cometiéndose atropellos, cuando bien pudiera lanzar como asunto prioritario el caso Veracruz en una sesión parlamentaria del Senado para abrir, incluso, hasta un juicio político al duartismo por tanta irresponsabilidad en el gasto público… Más si se considera que por encima de todos los actores políticos y los intereses políticos, sociales y económicos está el destino social de los 8 millones de habitantes del territorio jarocho… Y porque en tales esperas hay municipios locales colapsados en sus finanzas que cada quincena sufren la gota gorda para pagar salarios… Más porque cuatro años con casi diez meses después, ninguna obra pública trascendente existe en alguna demarcación… El discurso mediático del senador está bien; pero, al mismo tiempo, incompleto, porque es la hora de las acciones concretas y específicas… Y si la LXIII Legislatura calla y aprueba todo, entonces están los diputados federales y senadores para poner un alto a la fiebre crediticia con las participaciones…

ESCALERAS: Un día después, en Orizaba, Pepe Yunes arremetió de nuevo en contra del manejo de las participaciones federales en Veracruz… Otra vez advirtió que están excedidas en un 150 por ciento, como cuando por ejemplo un padre de familia sigue endrogándose, sin capacidad económica para pagar en tiempo y forma… Y de pronto, ni modo, el destino lo alcanzará y habrá de vender hasta la casa donde vive con la familia… Incluso, se fue a la yugular de los diputados locales a quienes pidió ser prudentes y cuerdos y serenos por el bien de Veracruz… Todavía peor: les recordó que “el margen de acción está agotado y ya no puede Veracruz caminar por la vía de la deuda”… Analicen, señores, les dijo, la contratación de nuevos créditos del duartismo, pues existen muchos adeudos anteriores… “Estudien el proyecto de autoabastecimiento de energía eléctrica que pudiera ahondar el problema financiero”… (La Jornada Veracruz, Fernando Inés Carmona, 20 de septiembre, 2015)… Y a partir de ahí, como presidente de la Comisión de Hacienda del Senado, se fue en sugerencias… Se ignora el Pacto de Perote entre el senador y el gobernador… Pero, bueno, todo indica que si hubo intercambio de promesas, quizá afectos, mejor dicho, respeto mutuo, el respeto de Pepe a Duarte se expresa de forma institucional en tal forma… En todo caso, por arriba de todo está Veracruz… Así, el senador continúa marcando su raya del gobierno local, sin ninguna posibilidad de tregua… Duro y tupido, y de frente, sin rodeos…pues cada uno tiene su concepción del poder y también su red de intereses y de amigos y de objetivos y de estrategias… Por eso mismo, habría de detenerse en la novela “El arlequín”, de Morris West, donde un par de examigos se transan a muerte y cuando uno al otro se matan en un duelo, un tercero en discordia queda con el pastel… A Fernando Gutiérrez Barros le gustaba apretar; pero soltaba la cuerda para dar un respiro y negociar, pues el arte de la política tal es…

Por: Luis Velázquez

00
Compartir