Despensas, becas y vacantes en la policía ofrece gobierno estatal a ex trabajadores de Pemex en Coatzacoalcos

Despensas, becas en cursos de capacitación, ferias de empleo y vacantes en la Policía Estatal ofreció el Gobierno de Veracruz a los ex – trabajadores de Petróleos Mexicanos (Pemex) y de compañías asentadas en la zona industrial de Coatzacoalcos a cambio de dejar de botear en la caseta de cobro del puente.

En medio de un ambiente ríspido y tras el resguardo policíaco de la plaza de peaje, ambas partes se reunieron este martes en la sala de cabildo del ayuntamiento porteño.

Antes de empezar el encuentro, las autoridades prácticamente cerraron las puertas del recinto a decenas de desempleados, pues solicitaron dialogar únicamente con una comitiva de 10 personas que representaran a más de 120.

Tal situación enardeció a los obreros, quienes se retiraron del palacio municipal y se dirigieron al parque Independencia, donde finalmente aceptaron enviar una comisión a negociar con el gobierno, luego de que el secretario de gobernación municipal, Oliver Damas de los Santos y el delegado de

Política Regional, Roberto García Alonso, los convencieran de retornar.

Durante la mesa de diálogo, la titular de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), Indira de Jesús Rosales San Román, ofreció a los desempleados la entrega de apoyos alimentarios en especie cada mes mientras que la administración municipal anunció a apertura de un comedor comunitario.

La Secretaría de Seguridad Pública (SSP), por su parte, indicó que en breve será lanzada la convocatoria para quienes estén interesados en formar parte de la Policía Estatal.

En tanto, el Instituto de Capacitación para el Trabajo en el Estado de Veracruz (Icatver) propuso 200 becas en cursos de capacitación y el Servicio

Nacional del Empleo (SNE) dio a conocer que habrá una feria del trabajo en próximos días.

Los desempleados pidieron seguir boteando en la caseta durante un mes más en lo que recibían los apoyos sociales y probaban suerte en las vacantes laborales, pues señalaron que tienen que pagar el predial, la luz y otros impuestos, pero la respuesta del subsecretario de gobierno, Pedro Manterola Sainz, fue negativa.

A consecuencia de lo anterior y con el temor de ser aprehendidos por las autoridades debido a las denuncias penales que la caseta de cobro interpuso en su contra por pérdidas millonarias, los obreros acordaron reunirse nuevamente con las autoridades el 26 de enero para integrar un padrón y de esa forma ser ayudados por el gobierno.

 

Versiones

00
Compartir