López-Gatell corrige otra vez su proyección: ya habla de 35,000 muertes por el Covid-19

El subsecretario Hugo López-Gatell compareció en una larga reunión virtual que se prolongó por cerca de cuatro horas ante los líderes parlamentarios en la Cámara de Diputados. En el acto, coordinado por la presidenta de la Mesa Directiva de San Lázaro, Laura Rojas, el funcionario federal reconoció que su estimación inicial sobre las defunciones por la pandemia de Covid-19 en México fue muy optimista.

De acuerdo con el Subsecretario de Salud, el número de muertes por coronavirus podría alcanzar entre 30,000 y 35,000 personas. “Está presente esta idea hoy ya equívoca, en la conciencia de algunas personas de que hay una sola epidemia nacional. Entonces, afortunadamente no es así. Por lo tanto, no hay una sola estimación general, pero preservamos de manera referencial esta idea de que podría en este primer ciclo epidémico llegar hasta 30,000, o incluso 35,000 defunciones”, dijo.

A finales de febrero, aun sin un solo contagio confirmado oficialmente, el Gobierno Federal y la Secretaría de Salud presentaron una estimación referencial de hasta 12,000 fallecimientos por el nuevo coronavirus.  Motivo por el que la mayoría de las bancadas de la Cámara de Diputados lo cuestionaron sobre su liderazgo para superar el Covid en todo el país. Así lo reprocharon la perredista Verónica Juárez Piña, así como el coordinador de los verdes, Arturo Escobar; igualmente lo hicieron el PRI y Acción Nacional.

En su defensa, el diputado Mario Delgado aseguró que en medio de la pandemia el Gobierno del presidente López Obrador ha enfrentado con “mucha responsabilidad una situación inédita”, y contrastó las acciones gubernamentales con “el virus de la farsa y la mentira” que “ha infectado a algunos partidos políticos que añoran los tiempos de la corrupción en el sistema de salud”.

“Cuando se refieren a la descentralización de los servicios de salud y al Seguro Popular, pues lo que están pidiendo a gritos es que se les fue la fuente de enorme corrupción que dejó al sistema de salud prácticamente en una etapa terminal”, agregó el morenista Delgado Carrillo, quien recordó que pese a haber recibido en pésimas condiciones el sistema de salud, la 4T se propuso “levantarlo, y en estas condiciones está enfrentando la pandemia”.

López-Gatell respondió insistiendo, como lo ha hecho desde el fin de la Jornada Nacional de Sana Distancia y el inicio de la Nueva Normalidad, que la pandemia no ha terminado en el país y por ello faltan más semanas para entrar a etapas más seguras en el semáforo epidemiológico nacional. Así que exhortó nuevamente a la población en general, sin importar sus estados o municipios, a mantener el aislamiento y la medidas de prevención como el uso de cubrebocas, el lavado de manos y el uso de gel.

“La curva nacional puede proyectarse hasta octubre, si consideramos el final de la curva epidémica predicha para Monterrey. Mientras el mayor descenso ocurrirá cuando en la Ciudad de México y los municipios conurbados del Valle de México comencemos a ver de manera sostenida el descenso de casos”, declaró. “Todavía no se acaba la epidemia, la epidemia sigue activa, todavía faltan semanas para que estemos en un momento seguro”.

“¿Por qué cambiar de un esquema nacional a un esquema estatal? Contrario a lo que han dicho algunos gobernadores de manera muy vocal, cuando han usado la expresión de ‘nos quieren pasar la factura, nos quieren transferir el balón’ y otras expresiones análogas, no se trata de eso. Lo que se trata es de, con una base técnica que es la que nos ampara, reconocer que la distribución de la epidemia en el territorio nacional es heterogénea”, completó el subsecretario.

Esto ocurrió antes de que conocieran los datos sobre el Covid-19 de este jueves 4 de junio. Durante la conferencia vespertina en Palacio Nacional, el subsecretario informó que subió de 11,729 a 12,545 la cifra de muertes por coronavirus en México. También informó que hay ya 105,680 casos confirmados (ayer se registraron 101,238), de los cuales 18,377 son confirmados activos. Además detalló que existen 46,659 casos sospechosos y 1,033 defunciones sospechosas.

López-Gatell agregó que se han registrado 161,724 negativos. Por su parte el titular de la Dirección General de Epidemiología, José Luis Alomía, completó que hasta el momento han sido estudiadas 314,063 personas. Agregó que en la Red IRAG (Infección Respiratoria Aguda Grave), de 792 hospitales notificantes, 760 (96%) presentaron su reporte; hay 12,431 camas disponibles y 10,131 ocupadas (45%).

“A nivel nacional, 55% de camas de hospitalización general están disponibles y 45% ocupadas. En camas con ventiladores, 62% están disponibles y 38% ocupadas”, añadió el subsecretario.

Con información de LPO

00
Compartir