Morena crea más aulas

Más Universidades públicas

Una estrategia del gobierno federal para impedir que se luzcan los logros de Morena consiste en negarle el Reconocimiento de Validez Oficial de Estudios

Por Staff

Morena es parte de un esquema de gobierno, da continuidad a las ideas que encabeza su candidato a la Presidencia de la República, Andrés Manuel López Obrador.

Así, el interés de toda institución preocupada por el futuro de su país se centra en la educación en todos sus niveles.

Alemania y Japón luego de la devastación que les causó la segunda Guerra Mundial, en el rubro en el que más invirtieron fue en educación.

En México, los regímenes que desde el siglo pasado han impuesto sus criterios educativos arrojando como resultado un grave deterioro en la preparación de los mexicanos, han reducido el presupuesto para la educación pública e impulsado la educación privada, como una manera de privatizarla paulatinamente.

La intención de una propuesta diferente en educación tiene que ser encaminada hacia su fortalecimiento y solo a partir de ofrecer educación a todos los habitantes del país puede existir educación y de ahí surgirá su fortalecimiento.

La necesidad de darle un giro importante a la educación, que desde la llegada de Miguel de la Madrid al poder deterioró, se lleva a cabo en 2001, cuando se crea la Universidad Autónoma de la Ciudad de México, por decreto del entonces Jefe de Gobierno Andrés Manuel López Obrador, como un organismo público descentralizado.

El 16 de diciembre de 2004 la Asamblea Legislativa del Distrito Federal otorga su autonomía, lo que la hace una institución con la facultad y responsabilidad de gobernarse a sí misma, ante esta situación el gobierno federal ha encontrado un sinnúmero de pretextos para no otorgarle el Reconocimiento de Validez Oficial de Estudios, a pesar de que se ha cumplido con todos los requisitos. Es decir, que mientras la SEP esté en manos de un partido diferente a Morena, las universidades que cree ese movimiento no tendrán validez oficial.

Ahora habrá Universidades de Morena en Poza rica, Río Blanco, Coatzacoalcos y Minatitlán, municipios que, repartidos a lo largo de Veracruz, están gobernados por ese partido.

La coordinadora nacional del proyecto, Raquel Sosa Elizaga, al inaugurar el programa destacó que habrá una gran conexión entre el gobierno municipal y las universidades, respetando su autonomía.

En Poza Rica, la escuela universitaria ofrece Ingeniería en Procesos Petroleros; en Coatzacoalcos la carrera de Ingeniería Administrativa de la Industria Energética; en Minatitlán, la Ingeniería Química en Desarrollo de la Industria Petrolera y en Río Blanco, la Ingeniería en Energías Renovables.

De acuerdo con Raquel Sosa Elizaga, en las cuatro sedes en Veracruz se realizaron las solicitudes para obtener el RVOE, mismo que esperan se obtenga sin inconvenientes y sería a partir del 9 de abril cuando comiencen las clases formalmente.

Para el arranque de inauguración estuvieron presentes Rocío Nahle García; el dirigente estatal de Morena, Manuel Huerta Ladrón de Guevara y los alcaldes: de Poza Rica, Francisco Javier Velázquez Vallejo; de Coatzacoalcos, Víctor Carranza Rosaldo y de Río Blanco, David Velásquez Ruano.

La educación pública superior en el país ha sufrido innumerables agresiones desde los diferentes sectores conservadores del poder y de los segmentos sociales más conservadores.

Las propias universidades creadas por el gobierno de la capital son objeto de diferentes ataques, se inventan historias alrededor de los estudiantes, como si se tratara de un atentado a las buenas costumbres que los jóvenes sin recursos tengan acceso a la educación superior.

Cada espacio que se abra para la educación pública es una esperanza de transformación de la sociedad mexicana, pero como a algunos no les gustan los cambios, ven en las verdaderas transformaciones un peligro para sus canonjías e intereses, que no son pocos. 
Porque la ignorancia es el principal factor en el que se basan los regímenes autoritarios para actuar. México tiene en la educación su única esperanza y en sus jóvenes la mejor herramienta para transformarse. De ahí que sean bienvenidas las universidades públicas que serán el detonante de un nuevo país.

00
Compartir