“No sé cuánto tarde en detener a un delincuente; pero de que me lo voy a chingar, me lo voy a chingar”: Duarte

Duarte confiesa en reunión con periodistas: “no sé cuánto tarde en detener a un delincuente; pero de que me lo voy a chingar, me lo voy a chingar”

El gobernador Javier Duarte de Ochoa durante la comida ofrecida a reporteros, fotoperiodistas y directivos de medios, destacó que las instituciones son la salida del problema para fortalecer la sociedad y al estado.

El mandatario habló sobre la unión de la sociedad con sus instituciones en momentos de crisis y expresó que, “no importa quién está al frente, sino la institución que representa”.

En este sentido, pidió “que los periodistas se dediquen a informar y a comunicar con toda libertad”, subrayando que no es autoritario, sino que está a fortalecer instituciones.

En el tema de seguridad, Duarte de Ochoa mencionó que “grupos delincuenciales tenían secuestrada a la sociedad y (la matanza de) Villarín fue el parteaguas de la delincuencia en Veracruz”

“Había mucha gente que presumía de sus amistades con jefes de la delincuencia organizada”, señaló.

El titular del Ejecutivo estatal añadió sobre la decisión de entrarle a combatir a la delincuencia, pues “la policía en Veracruz estaba totalmente infiltrada. Si acaso unos 50 elementos eran confiables… Íbamos en la misma ruta de Michoacán, Guerrero y Tamaulipas; pues sin serlo, somos un estado “fronterizo”.

Explicó que debido a la posición geográfica y estratégica del estado, por Veracruz entra y sale de todo, por eso su posición como “fronterizo”.

Del mismo modo, explicó que políticamente al gobierno federal de ese entonces le convenía que no nos fuera bien en materia de seguridad: “estábamos acotados”, no obstante, reiteró: “Yo diseñé y pague (y sigo pagando) el Veracruz Seguro: la inclusión de fuerzas federales en la seguridad del estado”.

Acotó “Quien les diga que va a desaparecer la delincuencia, está mintiendo; esta es inherente a la naturaleza humana”, pero aseguró: “No sé cuánto tarde en detener a un delincuente; pero de que me lo voy a chingar, me lo voy a chingar”.

Y es que según datos del gobernador de Veracruz, “Una persona dedicada al secuestro tiene 97% de posibilidades de ser detenido; sólo el 3% se nos escapa”.

Con información de versiones.com.mx

00
Compartir