Se adjudica SAT mansión de lujo de Francisco Javier Arellano Félix, “El Tigrillo”

MÉXICO, D.F.

Una residencia de lujo del narcotraficante Francisco Javier Arellano Félix, El Tigrillo, ubicada en Rancho Leonero, Baja California Sur, incautada desde 2009, fue adjudicada como propiedad del Servicio de Enajenación de Bienes de la Secretaría de Hacienda y Crédito Pública.

De acuerdo con una investigación del semanario Zeta de Tijuana, el inmueble se localiza entre el kilómetro 103 y 104 de la carretera Transpeninsular de La Paz a San José del Cabo, Baja California Sur. En ese punto se ubica la propiedad usada como casa de seguridad por el exlíder del Cártel Arellano Félix.

El inmueble del Rancho Leonero propiedad del narcotraficante, -el menor de los siete hermanos que conformaron el Cártel de Tijuana en la década de los ochenta- en tierras sudcalifornianas estaba en la mira del gobierno federal desde el 2006, cuando éste fue capturado.

El Tigrillo fue detenido el 14 de agosto de 2006 por el gobierno de Estados Unidos, justo frente a las costas de Baja California Sur.

En los círculos policiacos de México y Estados Unidos se sabía que Francisco Javier Arellano Félix se escondía en San Diego, California, y que bajo la protección de las policías federal, estatal y local de Baja California, bajaba a la península mexicana cuantas veces quería, ya fuera en viaje “de negocios”, de actividades deportivas (la pesca) o por placer.

El semanario Zeta destaca que para entrar a la zona donde se ubica la mansión, se debe llegar a un letrero localizado sobre la carretera federal que avisa de un recorrido de 8 kilómetros para arribar al poblado de Los Mártires. Luego hay que internarse sobre un extenso camino de terracería plagado de calles arenosas.

Agrega que la mayoría de los habitantes de la zona es gente adinerada proveniente de Estados Unidos, principalmente jubilados y que las mansiones que aquí se levantaron a la orilla de la playa convirtieron al lugar en una auténtica “ciudad americana”.

La mayoría de los residentes poseen lujosas camionetas y hasta avionetas y aviones privados que aterrizan y salen del aeródromo del poblado Los Barriles.

Exvecinos de El Tigrillo declararon al semanario Zeta que cuando las autoridades de la PGR buscaban a Francisco Javier Arellano Félix, éste llegaba a su residencia y pasaba semanas enteras escondido y descansando; luego se marchaba, relatan.

Los residentes extranjeros sabían que dentro del Rancho Leonero vivía el menor de los Arellano Félix, a un lado de la playa, y que constantemente llegaba acompañado de su familia o sus amigos.

Luego de que el exlíder del Cártel de Tijuana fue trasladado, enjuiciado y condenado a cadena perpetua en Estados Unidos, la entonces Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO) abrió una investigación de todas las propiedades del excapo en México, bajo el número de averiguación previa PGR/SEIDO/UEIDCS/050/2006.

Bajo ese expediente incautó tres bienes inmuebles: uno de ellos la manzana 4 y lote 1 dentro del Rancho Leonero. Según los documentos en poder del semanario Zeta, el agente del Ministerio Público de la Federación, Julio César Jaimes Carmona, decretó el 13 de septiembre de 2007 el aseguramiento del bien inmueble localizado dentro del predio denominado Los Mártires.

Tras nueve años de la captura de Javier Arellano y cinco años después de que el Ministerio Público hiciera los trámites para que la propiedad se adjudicara a la Federación, un juez penal y especializado en extinción de dominio admitió el trámite de demanda de dominio, promovida por el agente del Ministerio Público de la Federación, adscrito a la SEIDO en contra de Francisco Javier Arellano Félix.

(Con información de Proceso)

00
Compartir