Sí es Moisés, dice PGJ Veracruz; grupos civiles dudan de la investigación estatal

Luis Ángel Bravo Contreras, Procurador General de Justicia de Veracruz, afirmó que el cuerpo hallado la madrugada del sábado pasado corresponde al periodista y activista José Moisés Sánchez Cerezo, esto tras recibir los resultados de los Servicios Periciales del estado.

En conferencia de prensa, acompañado por peritos, el Fiscal dijo que las huellas dactilares y el cabello hallado en la camioneta de los detenidos coinciden con las del cuerpo hallado. También dijo que este mismo día recibió los resultados de la prueba de ADN que se comparó junto con el del hijo de Moisés y fueron positivos.

A pesar de esto, el funcionario dijo que peritos de la Procuraduría General de la República (PGR) arribarán a las instalaciones de la Dirección General de Servicios Periciales a fin de replicar las pruebas y análisis ya realizados; “con lo que será por demás corroborado que la identidad del cuerpo localizado hace unas horas, corresponde a José Moisés Sánchez Cerezo”.

Este anuncio se da horas después de que al menos cien organizaciones denunciaron una serie de irregularidades en la investigación del periodista, hallado muerto en el Municipio de Manlio Fabio Altamirano, Veracruz, durante la madrugada del sábado pasado y quien fuera asesinado por órdenes del chofer del Alcalde de Medellín, Omar Cruz Reyes.

De acuerdo con la organización Artículo 19 y los familiares del propietario del diario La Unión, la Procuraduría General de Justicia del estado de Veracruz (PGJV) ”no proporcionó información certera sobre la investigación”. Además en repetidas ocasiones se pidió la intervención de la Procuraduría General de la República (PGR) pero fue hasta hoy que el Procurador estatal confirmó la participación de la dependencia federal.

Las organizaciones que firmaron el documento también expresaron su preocupación y acusaron al Estado de estar involucrado en la desaparición forzada contra periodistas, por lo que exigen justicia y una investigación imparcial en el caso de Moisés Sánchez.

También piden que se termine la impunidad y las violaciones de derechos humanos contra comunicadores de Veracruz y otras entidades.

La Red Nacional de Organismos Civiles de Derechos Humanos “Todos los Derechos para Todas y Todos” también exigió que la que la Fiscalía Especial para la Atención de Delitos cometidos contra la Libertad de Expresión (FEADLE) a cargo de la PGR “ejerza su facultad de atracción para investigar todos los casos de asesinatos y desapariciones de periodistas en el país, poniendo particular énfasis en el estado de Veracruz, donde se repiten patrones y móviles de impunidad”.

Los restos de Sánchez Cerezo presentan un alto grado de descomposición por lo que no se reconocen rasgos del periodista, por ello, las organizaciones piden que se mantenga la investigación “hasta que se compruebe científicamente y por medio de los peritajes correspondientes que los restos encontrados pertenecen al periodista”.

Ejercer el periodismo no debe de ser sinónimo de “peligro de muerte” ya que es una parte fundamental de cualquier sociedad democrática, concluye el documento.

PAN PIDE INTERVENCIÓN DE LA PGR

Por su parte el Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del Partido Acción Nacional (PAN) pidió a la FEADLE que atraiga el caso del periodista veracruzano.

“Debido a que existen serias dudas de la transparencia e imparcialidad de la procuración de justicia en la entidad, demandamos la pronta intervención de la Fiscalía Especial y la puntual atención de su titular, Laura Angélica Borbolla Moreno, y si éste órgano concluye que existe alguna responsabilidad por parte de funcionario alguno, que se le sancione enérgicamente”, sostuvo el líder de los blanquiazules, Gustavo Madero Muñoz.

Enfatizó que aún hay muchas contradicciones por parte de las autoridades como la edición del video que presenta la Procuraduría del estado, el cotejo de huellas dactilares o el reconocimiento del cuerpo, que ya han sido señaladas por sus familiares, el Comité Directivo Estatal del PAN en Veracruz y la organización Artículo 19.

Por ello, solicitó a la Procuraduría General de la República que atraiga el caso a fin de que se despejen todas las dudas y sea una autoridad neutral la que realice una investigación profunda y seria, a fin de ofrecer resultados inmediatos y certeros.

El dirigente panista señaló que durante el Gobierno de Duarte de Ochoa se ha convertido en patrón la desaparición y asesinato de periodistas que en su libre derecho de informar a la ciudadanía, desde reporteros, comentaristas y tuiteros, han sido amenazados en su integridad física por afectar intereses del narcotráfico.

Lamentó que Veracruz se haya convertido en el estado más peligroso para ejercer el periodismo en América Latina, la nula protección del gobierno estatal a este gremio y la opacidad con la que han conducido las investigaciones.

ASESINO DE MOISÉS HUNDE AL ALCALDE

En la víspera, Clemente Noé Rodríguez Martínez, presunto homicida de José Moisés Sánchez Cerezo, dijo en que el Alcalde de Medellín de Bravo, Veracruz, asesinó al periodista y activista.

Rodríguez es un ex miembro de la Policía Intermunicipal Veracruz-Boca del Río. Ofreció una disculpa a la familia del editor y dijo que se siente arrepentido de quitarle la vida. Aseguró que no cambió la versión original de su declaración: que la orden para matar la recibió de Omar Cruz Reyes, Alcalde de Medellín.

El Edil, por su parte, buscará desacreditar el asesinato que se le imputa y ampararse en contra de la eventual orden de aprehensión en su contra, dijo hoy su abogado Sergio Vaca Betancourt.

“Vamos a estar pendientes, vamos a defenderlo e impugnaremos por la vía del amparo la orden de aprehensión en caso de que sea desaforado”, señaló Vaca.

Moisés Sánchez sería el onceavo periodista que muere durante el gobierno estatal de Javier Duarte de Ochoa. La tarde del pasado 2 de enero, un grupo de hombres armados ingresaron a su domicilio. Lo sacaron de su cama y se lo llevaron. Desde ese día no se supo nada de él.

PGR Y DUARTE CÓMPLICES

En entrevista con SinEmbargo, Jorge Sánchez, el hijo del periodista secuestrado y asesinado, lamentó que la Procuraduría General de la República (PGR) no haya atraído el caso desde el momento que se reportó la desaparición forzada de su padre, y que rechazara hacerlo en el proceso de búsqueda. El resultado, expuso, es que los restos que le presentaron las autoridades del gobierno de Javier Duarte para identificarlos no se parecen a los de Sánchez Cerezo y, por tanto, la familia rechaza que sean los del también activista social.

Durante todo el proceso, se quejó, las investigaciones realizadas la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) fueron lentas porque, presuntamente, “existe un funcionario público implicado”. Sobre ese servidor público no dio mayores detalles. Sin embargo, destacó, hay sospechas de complicidades, y el hecho de que la PGR no ha entrado por completo al caso lo confirma.

El joven explicó que aunque la Fiscalía Especial para la Atención de Delitos cometidos en contra de la Libertad de Expresión (FEADLE) –que depende de la Procuraduría General de la República– estaba coadyuvando con la investigación, pero no la absorbió completamente.

Afirmó que él y su familia no aceptarán la muerte de Moisés Sánchez hasta que sea la propia PGR la que confirme o “descarte” la versión que ofreció la Procuraduría local.

“No quisiera que lo dejen de buscar en caso de que el siga vivo como creemos”, expresó Jorge Sánchez.

“El cuerpo no se parece, por eso dudo que sea él porque tenía rasgos muy marcados que no vi en el cuerpo”, expresó el hijo del periodista.

00
Compartir