Sin guía ética rumbo a elecciones 2021

Por Mónica Camarena Crespo

Este fin de semana pasado, el presidente Andrés Manuel López Obrador confirmó su preocupación prioritaria, nada más y nada menos que las elecciones del próximo año; con lo que queda claro que lo suyo, lo suyo, son las eternas campañas electorales, no así un gobierno en funciones.

Durante su gira por Baja California el mandatario se refirió por primera vez a las elecciones del 2021, con palabras que mantienen su ánimo de confrontación política “En las siguientes elecciones está en juego el regreso de los ‘conservadores’ al poder que buscan controlar el manejo del presupuesto público para que no le llegue el apoyo a la gente”.

Fue más allá al pedir a los “conservadores” ser pacientes, pues podrán expresar su desacuerdo con el proyecto de su gobierno en las elecciones de 2021 y en la consulta sobre la revocación de mandato, en 2022.

Pareciera que para el presidente no importan los más de un millón de casos registrados de Covid-19, ni los más de 105 mil muertos según las cifras oficiales.

Tampoco es una prioridad que, según cifras del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), el porcentaje de mexicanos pobres aumentó del 35.7 por ciento al 44.5 %, cifras que no se presentaban desde el 2005.

LA GRILLA SÍ ES PRIORIDAD

Y es que el presidente parece ya haberse aburrido de ser gobierno, de lidiar con las responsabilidades propias de su cargo, muy a pesar de conceder muchas horas diarias a disentir de cualquier agenda desde las “mañaneras”.

Busca reflectores rumbo a la elección 2021, no es casualidad este primer “buscapies” desde Baja California, las últimas elecciones locales en Hidalgo y Coahuila le dejaron un muy mal sabor de boca al partido en el poder.

PORFIRIO REMATA

Para colmo, desde el interior de MORENA se están despedazando; era de esperarse que después de la elección interna, salpicada de presuntas trampas y excesos en el gasto, un político como Porfirio Muñoz Ledo no se iba a quedar callado.

En entrevista, el experimentado diputado se fue con todo en contra del partido en el poder, al que calificó como ejemplo de podredumbre y corrupción.

Para el político, MORENA hace lo contrario a lo que dicta la guía ética que difunde el Ejecutivo.

Las palabras de Muñoz Ledo no deben pasar desapercibidas por nadie, menos por el propio presidente, quien ya metió a su agenda el tema electoral.

Por ello y otras señales, se espera que la elección del 2021 sea un ejemplo de ejercicio poco democrático y sin guía ética. El presidente López Obrador es el vivo ejemplo al iniciar desde su cómoda posición la campaña a favor de sus candidatos con absoluta alevosía, ventaja e ilegalidad.

@monicamarena

00
Compartir