Tres Yunes contra duartistas

•Políticos prósperos
•Enriquecimiento ilícito

CORRUPCIÓN POLÍTICA SA DE CV

PASAMANOS: Nunca en una precampaña electoral por la gubernatura en Veracruz el tema de la corrupción política ha dominado la agenda pública, como ahora.

El senador Pepe Yunes Zorrilla, denunciando “el desorden administrativo, el caos financiero, la corrupción política”, la llamada “Operación licuadora” (el dinero público a otros programas, a otras regiones, a otros bolsillos y/o al jinete bursátil) y la denuncia penal de la Auditoría Superior de la Federación en la Procuraduría General de la república en contra de 19 duartistas.

El senador Héctor Yunes Landa devolviendo la caña de pescar y comprando unos arpones para cazar los tiburones duartistas y anunciando, una vez más, como en

Orizaba el lunes 16 de diciembre, que “aplicará castigo ejemplar a quienes tengan alguna responsabilidad” en la manifiesta corrupción política.

El diputado federal, Miguel Ángel Yunes Linares, asegurando que cuatro meses le serán suficientes para encarcelar a Fidel Herrera, Javier Duarte y a uno que otro miembro de sus gabinetes.

Bueno, hasta Linda Olmos Clemente, recién destapada como candidata del Partido Encuentro Social, lideresa de las mujeres del Pes, puso el índice en la llaga purulenta denunciando la corrupción.

Están tocando, pues, las fibras íntimas del duartismo, el talón de Aquiles, la debilidad manifiesta del llamado sexenio próspero que prosperidad ha dejado a las elites.

Por eso, el politólogo Carlos Ronzón Verónica mira el camino correcto para la competitividad electoral con tal discurso y recuerda que en Nuevo León, Jaime “El bronco” Rodríguez derrotó al PRI asegurando que su primera tarea de gobierno sería encarcelar a su antecesor, el priista Rodrigo Medina.

Y aun cuando al momento siguen investigado y se están tardando demasiado para dar resultados, los Yunes y Linda Olmos con la corrupción en el centro de la agenda pública levantarán todas las expectativas del mundo.

CORRUPCIÓN QUE VIENE DESDE EL FIDELATO

BALAUSTRADAS: La presunta corrupción duartista, en que se incluyen algunos funcionarios del gabinete legal y ampliado, está integrada por mansiones, departamentos de lujo, lotes en fraccionamientos residenciales y terrenos.

También, residencias en el extranjero, se afirma, en Estados Unidos, España y Brasil, ranchos y ganado, yates y aviones.

De igual manera, inversiones en el mundo bursátil y negocios lícitos e ilícitos, compañías constructoras, empresas, industrias, agencias de seguridad y hasta escuelas de inglés y restaurantes, digamos, naturistas.

Y, por supuesto, cuentas bancarias y pinturas, sin faltar los posibles nexos con los carteles y cartelitos, como sucediera con los ex gobernadores priistas de Tamaulipas, Tomás Yarrington y Eugenio Flores Hernández, en contra de quienes la DEA, agencia antinarcóticos de Estados Unidos, giró órdenes de aprehensión, porque durante sus sexenios pactaron con los malosos la entrega de la entidad federativa a cambio de cuotas millonarias en dólares.

Ahora sólo falta seguir documentando tales hechos y circunstancias para que en su momento sean interpuestas las denuncias en la procuraduría General de Justicia de la nación y en la Fiscalía General de Veracruz, cuyo titular habrá de correr la misma suerte que el Fiscal de nueve años de Chiapas, Hernán Salvatti, a quien el gobernador Juan Sabines encarcelara.

Por eso, Héctor Yunes con su frase apocalíptica: habrá “castigo ejemplar para quienes tengan responsabilidad”.

Y Pepe Yunes con su advertencia: el primero en caer será Érick Lagos Hernández.

Y Miguel Ángel Yunes Linares: con cuatro meses tengo para llenar los penales de Pacho Viejo, Perote y Jalacingo, que son sus preferidos.

Más aún si es cierto, como ha sido la fama pública, de que Fidel Herrera salió de la gubernatura más enriquecido que Miguel Alemán Velasco con todo y la fortuna heredada de su padre, el ex presidente Miguel Alemán Valdés.

Y si el fogoso salió multimillonario, el subsecretario y secretario de Finanzas y Planeación de su sexenio era Javier Duarte.

EXPLICAR ORÍGENES DE LA RIQUEZA

ESCALERAS: En la mirada de Carlos Ronzón existe la certeza de que los dos últimos sexenios en Veracruz integrarán la Decena Trágica, y por tanto, una decena perdida para la calidad de vida de la mayoría de los 8 millones de habitantes, en tanto ha sido benéfica para el duartismo.

Nunca el señor Duarte procedió en contra de la presunta corrupción del fidelato, simple y llanamente, porque formó parte de.

En tanto, Fidel Herrera Beltrán jamás se fue a la yugular de los alemanistas, porque llegó con el mismo objetivo y quien salpica para arriba la saliva le cae encima.

Pero tanto saqueo de las arcas oficiales y la impunidad han desembocado en el hartazgo y más allá de un buen tema de campaña que enciende el ánimo social resultaría inverosímil que con el nuevo gobernador nada pase, luego, incluso, de tanta alharaca y cacareo.

Más que sangre en el ruedo, la población quiere cárcel para los políticos corruptos.

Y por más, porque está claro que de acuerdo con la fama pública varios duartistas (Gabriel Deantes, Édgar Spinoso, Adolfo Mota, Jorge Carvallo y Érick Lagos, entre otros) se han excedido, y aun cuando han integrado un patrimonio familiar, que en otras circunstancias resulta plausible, mucho han de explicar de los orígenes de su riqueza si la rendición de cuenta se cumpliera al pie de la letra.

La farsita esa de Gabriel Deantes de que “estoy limpio”, porque ya se lo dijo el contralor Ricardo García Guzmán, todos se la pasan por el arco del triunfo.

Por: Luis Velázquez

00
Compartir